27 Ago

El nadador oriundo de Burzaco fue una de las grandes figuras en la primera etapa de natación en los Juegos Mundiales de Trasplantados. Consiguió tres medallas, entre ellas, una dorada en 100 metros pecho. Matías Cano, de Longchamps, se alzó con el bronce en 50 metros espalda Junior.

El día que Argentina se consolidó como líder del medallero, Hernán Sachero volvió a mostrar esa estirpe ganadora. El nadador browniano demostró en superioridad física sobre competidores incluso frente a los más jóvenes, mostrando la gran preparación que realizó para afrontar la competencia. Obtuvo tres medallas: una de oro, una plata y otra de bronce.

“Es una felicidad enorme este momento y poder compartirlo con los amigos, con gente que sufrió lo mismo o más que uno. Este es mi segundo mundial y volver a encontrarme con el metal más preciado, es increíble. Es solo la frutilla del postre, porque el solo hecho de estar acá ya es un premio”, aseguró Hernán, visiblemente emocionado, ante los micrófonos de www.deBrown.com.ar

Obtuvo la presea dorada en la categoría 100 metros pecho, reeditando su papel en el último juego mundial que se desarrolló en Sudáfrica en 2013. La condecoración plateada llegó tras la prueba de los 200 metros combinados, categoría en la que compartió equipo con sus compañeros Cristian “Tato” Garrido, Lucas Perrin y Fabián Rodríguez.

“Quedamos en segundo lugar, pero la verdad que nos sentimos ganadores, fue muy complicada. Tuve al lado a dos nadadores de la ostia, grandes luchadores. El trasplante nos unió y estoy muy orgulloso de competir a su lado”, reconoció.

Por otra parte, conquistó el bronce en los 100 metros espalda, tras una reñida batalla ante rivales europeos, en donde el nerviosismo fue un condicionante. “Fue la primera de todas las carreras y eso juega. Los nervios, el físico acostumbrándose otra vez al contacto con el agua. Sentí un poco duro el pecho, pero me fui soltando en el mismo momento y por suerte llegué a meterme en el podio”, advirtió.

No sólo los resultados marcaron a fuego a Sachero. Competir en su país, contar con el apoyo de cientos de argentinos que lo ovacionaron y la compañía de sus seres queridos, hizo que definiera al miércoles 26 de agosto de 2015 como el día más importante de su vida.

“Creo que natación fue la actividad que más siguió el público hasta ahora y eso nos llenó de energía. En lo personal, ni hablar. Ver a mi hermana que me donó el riñón para que yo pueda estar hoy acá, es impagable. Nunca sentí algo tan fuerte”, expresó.

 

Poderoso el chiquitín

Matías Cano es otro nadador surgido en Almirante Brown, que representa a los colores argentinos en la vigésima edición del torneo que reúne a atletas de más de 50 países de todo el mundo.

Matías Cano 2015

Tiene 12 años y participó en la categoría 50 metros espalda Juniors, donde cosechó la medalla de bronce, aportando así su granito de arena para que la delegación nacional se impusiera en el medallero ante Gran Bretaña.

En diálogo con este medio, expresó sus sensaciones por la obtención de su primera condecoración y agradeció al donante que le permitió vivir esta instancia. “Estoy emocionado y muy agradecido. Fue una experiencia muy linda. Le agradezco a mi familia y a la persona que con su generosidad y su riñón, hizo que yo esté acá”, sentenció.

Fuente: http://debrown.com.ar/sachero-alcanzo-el-oro-en-mar-del-plata/