09 Mar

La joven de Ushuaia recibió un trasplante bipulmonar el 25 de enero. Esta semana le dieron el alta ambulatoria en Buenos Aires, donde todavía debe seguir un tratamiento y realizarse los controles periódicos. Resultados alentadores.

La joven Lucila Aguilar (15), que recibió un trasplante bipulmonar en la Fundación Favaloro el pasado 25 de enero, recibió el alta médica y los pronósticos son alentadores.

Luli, como le dicen sus amigos, se encontraba internada debido a un agravamiento del cuadro de fibrosis quística que padecía, y había ingresado en los primeros días de diciembre de 2016 en la lista de emergencia nacional del Incucai.

Finalmente su “ángel donante llegó” y gracias al trabajo del equipo de profesionales y la gran voluntad de la adolescente fueguina para seguir adelante, esta semana abandonó la clínica, y seguirá con los tratamientos ambulatorios.

“Esperando el alta” contaba a sus amigos en las redes sociales la propia Luli ayer por la tarde y luego agregaba: “me voy de alta con sonda nasogástrica para engordar en el departamento, es lo que me va hacer bien”.

Antes de irse la despidió el grupo de médicos y enfermeros que desde hace meses la cuidan en el Favaloro y con quienes creó lazos de cariño.

“Con fe y amor se ganan las batallas de la vida, sos una guerrera”, le dedicaron sus enfermeras en su muro de Facebook.

Y sus amigos contaron: “Luli Aguilar recibe el alta, se va de Favaloro con sus pulmones nuevos, como ella se lo propuso, ir por su mejor calidad de vida”; además de agradecer al equipo de la Fundación Favaloro.

Para registrar tu decisión en el Registro Nacional de Expresiones de Voluntad para la Donación de Órganos y Tejidos para Trasplante ingresá a la página del Incucai: www.incucai.com

Fuente: http://www.surenio.com.ar/2017/03/lucila-recibio-alta